Dan el último adiós a los 5 niños calcinados por incendio en Guerrero Negro

Decenas de personas se dieron cita en el cementerio local para honrar la memoria de las pequeñas victimas del mortal fuego.

0

Guerrero Negro, Baja California Sur.- Alrededor de 5 cruces de madera pintadas de color blanco, cubiertas de coronas de flores en honor de los pequeños que la madrugada del pasado 24 de octubre murieron calcinados de una forma trágica e inconcebible, fueron colocadas en el panteón de esta comunidad salinera de Mulegé.

Lo anterior es una forma de de dar el último adiós a los integrantes menores de la familia Ángel González, tras haber fallecido en el incendio de su humilde morada de madera y cartón.

Decenas de personas se dieron cita en el cementerio local para recordar y honrar la memoria de los niños que murieron calcinados durante el voraz siniestro, el cual fue provocado por una veladora que dotaba de luz el interior del hogar familiar, y tras consumirse, hizo que el fuego que aún emanaba de la punta, alcanzara objetos inflamables dentro de la humilde casa de madera y cartón en la colonia Libertad, iniciándose un incendio que traería lamentables consecuencias, llenando de consternación y tristeza a la sociedad de Baja California Sur.

Durante el sepelio, fueron lanzados al aire 5 globos blancos y azules, donde cada uno de ellos, representó simbólicamente el alma de los hermanos que partieron al plano celestial, dejando un gran vacío en la comunidad de Guerrero Negro.

La mamá de los menores fallecidos, Erika González, sobrevivió al incendio, sin embargo, seria a costa de graves quemaduras en el 80% de su cuerpo, lo que la mantienen postrada en la cama de un hospital bajo pronóstico reservado.

Horas después del terrible accidente, la madre de familia fue trasladada de Guerrero Negro a La Paz a bordo de una ambulancia aérea proporcionada por el Gobierno del Estado, con el objetivo de que recibiera atención medica resolutiva en el área de hospitalización de la clínica “Juan María de Salvatierra”, sin embargo, su estado de salud aún no es favorable.

A tres días de la tragedia, la solidaridad de la población de Mulegé y del resto de los municipios de Baja California Sur, se puso a prueba una vez más para brindarle apoyo a la familia Ángel González, que lo perdió todo debido a la furia del fuego.

Cientos de ciudadanos sudcalifornianos se han unido para cobijar a la familia damnificada, iniciando una campaña de colecta para que todo lo recaudado sea destinado a mejorar la calidad de vida de los otros 5 hijos que salieron ilesos de la catástrofe, al igual que sus padres.

La familia Ángel González, puso a disposición de la sociedad la tarjeta de débito BanCoppel: 4169 1604 7234 5363, en caso del recibimiento de donativos en efectivo que ayuden a solventar alimentos, ropa, y otras necesidades básicas que requieren con urgencia el resto de sus integrantes, en medio del recuento de los daños.

Tras la partida de sus 5 ángeles al cielo, la familia ahora lucha por sus vidas y por salir adelante, luego de vivir en carne propia el infierno sobre la misma tierra.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here