El lucrativo y jugoso negocio del Covid-19 en BCS

Una investigación de MetrópoliMx, reveló el modus operandis de médicos que venden servicios privados y medicamentos a pacientes enfermos.

3

La Paz/ Baja California Sur/Noticias.- Desde que estalló la pandemia del Coronavirus, el 11 de marzo de 2020, surgió un lucrativo y jugoso negocio en las clínicas y hospitales de Baja California Sur, cuando algunos doctores, comenzaron a vender servicios privados y medicamentos a familiares de pacientes internados con el virus del Covid-19 en las clínicas del IMSS e ISSSTE y el hospital “Juan María de Salvatierra”.

Los médicos que laboran en las tres instituciones de salud, desde luego, no se conformaron con el sueldo que cobran cada quincena, y empezaron a sacar raja económica de la tristeza, desinformación y desesperación de los familiares de las víctimas.

Así, y según el resultado de una investigación de 3 meses elaborada por MetrópoliMx, el negocio del Covid-19, se convirtió en rentable para algunos médicos sin escrúpulos que manejan el siguiente modus operandis:

Primero: Luego de que una persona es internada o intubada por estar infectada de Coronavirus, los médicos –tras hablar con los familiares de los pacientes—obtienen sus números telefónicos y datos personales que son anotados en sus dispositivos personales.

Segundo: Después de contactan a los familiares, avisando del escaso personal médico y hasta de medicamentos, generan un golpe emocional muy fuerte, desatando preocupación e inquietud sobre la salud de sus parientes.

Tercero:  Posteriormente, los médicos ofrecen sus servicios privados dentro de las clínicas y hospitales, explicando que estarán al pendiente de la evolución del estado de salud del paciente, y por el que cobran, una tarifa promedio de mil 500 pesos cada vez que entran a revisar al familiar, y pasan el reporte, vía telefónica.

Cuarto: Aprovechando la escases del medicamento en las instituciones de salud, los propios doctores, venden el medicamento antiviral, conocido como Remdesivir, hasta en un 300% arriba de su valor real, cuyo tratamiento es utilizado para contrarrestar los efectos del Covid-19.

 

La Investigación

Desde luego que este tipo de practicas deshonestas era un secreto a voces en los pasillos de las clínicas y hospitales de salud, IMSS e ISSSTE, pero difícil de probar, cuando el trato es directo entre el familiar de un paciente y el médico.

Desde hace tres meses, MetrópoliMx, inició una investigación sobre esta ilícita situación, y la cual vino a rendir frutos hasta lograr obtener una grabación telefónica de una conversarión entre un médico y el familiar de un paciente.

Los protagonistas de la grabación son un doctor que actualmente funge como alto funcionario del Área de Epidemiología de la Secretaría de Salud de Baja California Sur, y la familia de un paciente identificada como Martha “N”.

En la grabación, el doctor prácticamente confiesa todas estas fechorías, cuando es contactado por el familiar de un enfermo.

El propio médico dice estar atendiendo a 8 pacientes más, a la vez, enfermos del Covid-19, tres de los cuales, según dijo, están internados en el IMSS.

El propio doctor confiesa tener el visto bueno del delegado del IMSS, José Luis Ahuja Navarro, y el director de la clínica, por lo que presume que “me la pelan”.

En la conversación queda mas que claro que el negocio del Covid-19, está en dos modalidades.

La primera vender chequeo médico dentro de las clínicas y hospitales (por la se supone que cobran un sueldo) en mil 500 pesos, y cobrando bajo el concepto de “consulta a domicilio”.

Por el tipo de enfermedad, el familiar tendría que pagar de 6 a 12consultas a domicilio” en el periodo de internamiento de su paciente.

El segundo es vender cada dosis de Remdesivir, en 25 mil pesos, lo que representa más del 300% de su valor real, tomando en cuenta que el precio autorizado por la farmacéutica Gilead Science, y fabricante del medicamente antiviral, es de 8 mil 190 pesos.

Es decir, por cada dosis, el médico obtiene una ganancia promedio de 16 mil 810 pesos. En el caso del familiar de la persona con la que conversa por teléfono tan solo de las 6 dosis, obtendría una ganancia de 100 mil 860 pesos.

En este caso, y dependiendo del estado de salud del paciente, el número de dosis que deben aplicarse es de 6 a 12.

 

La Conversación

A continuación, y por su interés, reproducimos primero textualmente la conservación, y colocamos el audio en la parte final para que Usted, pueda escucharlo completo:

–Dr: Te tengo muy buenas noticias… le bajaron los parámetros del ventilador… los bajaron hoy, hace ratito, tuvo una mejoría evidente, con el antiviral en 24 horas… todavía no le quitan el ventilador, pero… el bajarle, los parámetros, es una buena señal de que pronto, le van a quitar el ventilador, otra vez…

–Familiar: ¡Yes! ¡Perfecto!…

–Dr: Este… está estable. Los parámetros son buenos, las notas médicas hablan de una buena evolución…este… yo… los pulmones no se alcanzan a escuchar muy bien, porque está boca abajo, ahí es difícil evaluarlo… pero lo poquito que alcance a escuchar, es que si trae mucha secreción… Recuerdo que se escuchaba malito, y ahorita se sigue escuchando mal, pero con el Remdesivir (medicamento antiviral) creo que la va a librar eh?..

–Familiar: ¡Qué bien doctor! ¡Me parece muy bien! ¿Cree que vayan a ser suficientes las 6 dosis?…

–Dr: Ahhhh ¡Qué bueno que me preguntas!… porque el tratamiento inicial son 6 dosis, hay pacientes que ocupan 10 o 12, pero si todo sale bien, y el sigue con esta evolución, mañana le bajan los parámetros y pasado lo des intuban… si le quitan el tubo en estos días, ya no va ocupar Remdesivir, sino se lo quitan si va ocupar mas Remdesivir… ese va a ser el parámetro…

–Familiar: Ok. ¿Y cree conveniente que vayamos buscando por si necesita más o cómo lo ve Usted?…

–Dr: No, yo ya me contacté con el proveedor del paciente que ellos le compraron, y el señor me va a vender un lote, se lo voy a comprar yo porque… porque tengo como unos 8 pacientes que lo ocupan…

–Familiar: Entonces, en caso de que ocupemos más ¿Usted va a tener?

–Dr: Yo voy a tener… este… incluso… casi… casi… son como 2 mil pesos más caro de lo que lo está vendiendo esta persona… esta persona los compro caros… a mí me están dando un mejor precio… porque les llegó, no sé la razón… entonces va estar casi casi a lo mismo que se los vendieron porque… tengo entendido que el Señor Ramiro, les bajo 10 o 5, no sé cuánto para que lo compren…

–Familiar: He… me lo dio en 25

–Dr: ¿En 25? Sí, creo que él lo compro en 35

–Familiar: Sí, me lo dio en 25 cada ampolleta…

–Dr: Ah, bueno, a lo mejor, este, yo se los puedo dar igual… a mi me los van a vender en 25 también… a lo mejor te los puedo vender igual y ya nadamas este… no sé… 10% que me lo paguen después para podértelos entregaryo, ocuparía los 25 para poder para comprar mas para otros pacientes… estoy esperando a que me lleguen de hecho… yo si lo voy a entregar sobre pago… no puedo quedarme sin medicamento…

–Familiar: Si está bien doctor…

–Dr: Bien, de todas formas, vamos hacer changuitos que ya no ocupe más, y como ustedes dijeron, la libre… este… y cualquier cosa estamos en contacto… de todos modos, yo lo voy a ir a ver diario, porque tengo 3 pacientes en el IMSS… Me voy a meter a ver a los tres todos los días…

–Familiar: Y disculpe tanta insistencia, pero la ansiedad me mata…

–Dr: No, oye martita, lo que, sí es que también, debo cobrar el horario por la revisión

–Familiar: Sí, sí, sí, estoy consiente doctor… usted dígame cuánto va a ser de sus honorarios para dárselos…

—Dr: Les voy a cobrar una consulta igual, como si fuera a domicilio, el tema es que si en el IMSS, no tienes idea de lo que batallo, porque todo mundo es muy celoso… nomas entró y me empiezan a ver feo…

–Familiar: Sí, lo sé doctor… lo sé…

–Dr: Me están vigilando a ver qué veo a ver qué toco… y más, como que quieren echarme… pero no… no pueden… tengo permiso del director y del delegado¡Me la pelan!… pero… de todas formas… sí pierdo mucho tiempo en el IMSS

–Familiar: Lo sé doctor… lo sé… entonces Usted.. ponga…

—Dr: Te voy a cobrar una consulta… No te voy a cobrar mas… no voy a cobrar mas… nomas si quiero que sepan que tengo… los honorarios, sí los tengo que cobrar

–Familiar: Sí estamos consientes… usted me manda mensaje y me dice cuánto va a ser sus honorarios por visita…

–Dr: Sí, serían mil 500, y ya ahorita, serían dos pendientes…

–Familiar: Ok, perfecto, van 3 mil… quiere que se las vaya pagando o se los pago todo al final, como con nosotras. ¿Usted dígame?

–Dr: Si quieres págamelo al final, porque ahorita andas complicada con el tema del Remdesivir… por las consultas, puedes pagármelo después, ya que resuelvas ese… pero sí… lo vamos ir anotando en el chat..

–Familiar: Sí… la contadora ya lleva las cuentas y le puse altavoz para que ella lleve las cuentas…

3 Comentarios

  1. Este medico tiene acceso a información confidencial y privilegiada que emplea para su beneficio personal y poder contactar a los familiares de personas en estado de salud grave. Aprovechando así la situación de vulnerabilidad de las personas, para enriquecerse. Medico carente de ética y escrúpulos. Lamentable que haya “servidores públicos” de la secretaria de salud en esos puestos.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here