Una larga cadena de irregularidades en La línea 12 del metro

La historia de la Línea 12 del Metro o línea dorada está llena fallas desde su concepción, diseño, construcción, operación y mantenimiento.

0

CDMX/México/Noticias.- La historia de la Línea 12 del Metro o línea dorada, en la que ayer se desplomó una trabe causando la muerte de 23 personas, presentó fallas desde su concepción.

En marzo de 2007, Marcelo Ebrard anunció la línea 12 del Metro. Tres meses después se realizó una consulta sobre su trazo: Mixcoac-Acoxpa o Mixcóac-Tláhuac, resultó ganadora la segunda opción. Para agosto del 2007 se anunció que sería “totalmente subterránea” y contaría con 39 trenes. Ambas cosas serían modificadas posteriormente.
Francisco Bojórquez, director del Metro, sugirió a Ebrard usar trenes neumáticos como diez de las líneas del metro. Sin embargo, se optó por trenes de rodadura férrea, que eran 7 por ciento más baratos, con ocho carros por convoy.

Licitación

El 21 de enero de 2008 lanzaron la licitación del proyecto. Debía realizarse entre junio de 2008 y diciembre de 2011. Más de 20 de empresas participan. En junio se adjudicó al consorcio ICA-Alstom-Carso por 15 MMDP.
Vinieron meses de modificaciones al proyecto. Sería subterráneo sólo en el tramo Mixcóac-Atlalilco y elevado de ahí a Mixcóac. Además se eliminaron tres estaciones. El inicio de obras prolongó hasta el 23 de septiembre de 2008.
Un año después, en 2009, la SHCP pidió al GDF explicar la elección de rodadura férrea sobre la neumática. Mario Delgado, secretario de Finanzas en esa época, hoy presidente de Morena, respondió que, aunque necesitaban más mantenimiento, era más barato.

Entre el 2009 y hasta el 2012, DB International GmbH, ILF Beratende Ingenieure, Hamburg Consult y TUV-SUD Rail, un consorcio de cuatro empresas alemanas certificó la obra, incluyendo la seguridad de operación y la calidad de los insumos provenientes del extranjero.

En mayo de 2010 adjudicaron de forma directa la construcción y mantenimiento por 17 años de 30 trenes por 1,500 millones de dólares a CAF, empresa española que realizó trenes neumáticos en 1992 y férreos en 2007 para el Metro de la CDMX. Esta adjudicación la impugnó sin éxito Bombadier.

Puedes leer también: https://metropolimx.com/23-muertos-en-derrumbe-del-metro-olivos/

Inauguración

El 30 de octubre de 2012, diez meses después de lo previsto, inauguraron la Línea 12. Fue una entrega parcial. La entrega definitiva sería el 8 de julio de 2013.

Menos de un año después, entre agosto y noviembre del 2013 redujeron el horario de operación para renivelar y ajustar las vías. Lo mismo ocurrió en febrero del 2014. Además redujeron la velocidad de los trenes.

Fallas

La línea 12 presentó fallas antes de cumplir un año de servicio. Un dictamen de ILF Consulting Engineers señaló desgaste prematuro de las vías y ruedas por fricciones. El consorcio constructor ofreció corregir las fallas con un costo de 385 millones de pesos.

El Proyecto Metro entregó, en febrero del 2014, un oficio firmado por Enrique Horcasitas señalando las deficiencias electromecánicas, el desgaste ondulatorio de los rieles y pidiendo mantenimiento para evitar más fallas.

Un mes después, anunciaron el cierre temporal del tramo Culhuacán-Tláhuac por las fallas en el tramo elevado, mismas que podían ocasionar un descarrilamiento.

El Gobierno del Distrito Federal y el grupo constructor iniciaron una disputa sobre la responsabilidad de todas estas fallas. El GDF contrató a Triacaud Societé Organisé y a la empresa Systra para realizar un diagnóstico.

CAF, el grupo constructor explicó que los trenes no eran compatibles con las vías y que las curvas las avaló el GDF.

El informe de SYSTRA

Después de la presentación parcial del informe de Systra, en el 2014, CAF lo descalificó, afirmando que carecía de rigor científico y estaba incompleto.

Systra dio los resultados, “trenes equivocados, sobre vías equivocadas y sobre un trazo equivocado”.  Se concluyó que hubo fallas en la planeación, diseño, construcción y operación.

El informe de Systra incluía 32 recomendaciones, entre ellas: Modificar el trazo de las curvas 1 y 2 de Tláhuac. Modificar el perfil de las ruedas. Nivelar, amoldar y esmerilar las vías, además de ajustar curvas. Sustituir 22 kilómetros de rieles en el tramo elevado.

En septiembre, Proyecto Metro terminó el contrato con el consorcio ICA-Carso-Alstom con un finiquito de 2,177 millones de pesos. El gobierno de la CDMX ganó el juicio en 2017.

Daños con el Sismo

El tramo desplomado de la Línea 12 se dañó durante los sismos del 2017. Fue rehabilitado por el entonces gobernador de la CDMX, Miguel Ángel Mancera.

Durante mucho tiempo, los vecinos de esa zona alertaron sobre las columnas cuarteadas y los evidentes daños en la estructura. El gobierno de la CDMX realizó un apuntalamiento y rehabilitación de las estructuras.

La “rehabilitación” mostró su eficiencia cuatro años después, el lunes 3 de mayo por la noche, con un saldo de 23 muertos.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here